Sube Tus Defensas, Alimentándote Sanamente

Su sistema inmunológico es la primera línea de defensa contra los organismos invasores como las bacterias, virus, parásitos o cualquier factor que pueda potencialmente causar enfermedad.

Un sistema inmunológico débil se debe ya sea a factores primarios o adquiridos. Los factores primarios son en su mayoría debido a una predisposición genética. Los factores adquiridos se deben a los hábitos alimenticios, estilo de vida y uso excesivo de medicamentos.

Anuncio

Existen pruebas científicas de que una alimentación natural y un estilo de vida activo, estimula su sistema inmunológico y fortalece la salud para evitar enfermedades como el simple resfriado y enfermedades graves como el cáncer.

Anuncio

Consejos y recomendaciones

GVT

Anuncio

Una alimentación saludable fortalece el sistema inmune. La carne roja tiene un alto contenido de zinc, un mineral que fortalece los glóbulos blancos que son los responsables de levantar las defensas contra los virus.

La cantidad recomendada para obtener los beneficios es de dos porciones de 4 onzas de carne magra a la semana.

El ajo contiene 70 compuestos de azufre diferentes, los cuales son indispensables para la producción de glóbulos blancos. El consumir diariamente uno o dos dientes de ajo sube las defensas en un 40%.

Las frutas cítricas y los vegetales de colores vivos contienen el doble de los antioxidantes que de colores pálidos.

El beta caroteno es un poderoso antioxidante que da el color amarillo y anaranjado a las frutas y vegetales.

También aumenta el número de células que combaten la infección y las células T auxiliares. Además, elimina el exceso de radicales libres en el organismo los cuales aceleran el envejecimiento.

Al igual que las vitaminas C y E, el beta caroteno reduce el riesgo de enfermedad cardiovascular al interferir con la manera en que las grasas y el colesterol se oxidan en el torrente sanguíneo.

El té blanco contiene antioxidantes que fortalecen el sistema inmunológico e inhiben el crecimiento de microbios que causan la neumonía, infecciones de la garganta y hasta los gérmenes que causan la caries.

GEE

El té blanco sobre todo ayuda a luchar contra la gripe y la faringitis estreptocócica.

Un estilo de vida natural y comidas caseras, junto con el ejercicio diario, mantendrá tu sistema inmunológico fortalecido.

Commentarios

No hay comentarios