4 Consejos Básicos Para Mantener Más Saludable El Hogar Para Tu Bebé

Algunos estudios indican que todo lo que pase a menos de 100 metros del hogar penetra en él, como la contaminación del aire. De allí la importancia de que la casa permanezca aseada, ya que los elementos contaminantes pueden ocasionar daños en la salud, tanto de los padres como de sus hijos.

Los niños menores de cinco años son los más vulnerables, porque no miden las posibles exposiciones y, por tanto, su organismo se afecta más fácilmente al ingerir, inhalar o tocar ciertos microorganismos como virus, bacterias y hongos.

Anuncio

Daños en la mucosa nasal y alergias son las patologías más frecuentes, que son ocasionadas por la humedad y contaminación del ambiente. Incluso, un detalle tan mínimo como dejarse de lavar las manos, puede ocasionar diarrea.

Anuncio

¡Bacterias y gérmenes fuera!

13

Anuncio

A continuación te dejamos cuatro consejos simples que te ayudarán a mantener más saludable el hogar con un bebé en casa.

  1. Limpiar y desinfectar todo lo que está al alcance de tu bebé. A pesar de que el control remoto u otros elementos con el que el bebé comienza a jugar se vean limpios, lo más probable es que estén llenos de gérmenes y puedan causar enfermedades. Usa productos adecuados para limpiar y desinfectar eliminando las bacterias y los virus potencialmente dañinos de las superficies.
  2. No dejes las cosas para después, limpia sobre la marcha. Con un bebé nuevo, el tiempo es oro. Si limpias y desinfectas en lugares específicos puedes aprovechar al máximo cada minuto de tu día. Procura tener toallitas desinfectantes a la mano para que puedas limpiar y desinfectar rápidamente aquellas zonas llenas de gérmenes como la mesa para cambiar pañales y el recipiente para los pañales.
  3. Desinfecta diariamente. Procura usar productos simples al diario, como los sprays multi-uso. Son lo suficientemente efectivo como para eliminar las bacterias comunes del hogar y, a la vez son tan inofensivos como el agua. Los puedes usar alrededor de bebés, mascotas y alimentos. No dejan rastro de químicos ni olores desagradables, por lo que puedes aplicarlos sin necesidad de enjuagar.
  4. Lavarse las manos con frecuencia. El mundo exterior está lleno de gérmenes. Asegúrate de lavar tus manos antes de levantarlo en brazos y pídele a los demás que hagan lo mismo. Según los expertos, la mejor manera de deshacerse de los gérmenes es frotar tus manos vigorosamente con agua tibia y jabón al menos durante 20 segundos.

Para finalizar es importante acotar que distintos estudios afirman que los niños que viven en hogares correctamente desinfectados tienen un 40% menos riesgo de contraer enfermedades y, por consiguiente, de necesitar el uso de antibióticos, entonces qué opinas vale o no la pena colocar especial cuidado a la limpieza en nuestro hogar.

Washing of hands with soap under running water.
Washing of hands with soap under running water.

Commentarios

No hay comentarios